Oblak no tiene competencia

El cuidavallas esloveno sorprende con su rendimiento.

Los números de Jan Oblak desde que defiende la portería del Atlético lo convierten en el mejor que jamás ha estado bajo palos. No hay guardameta en todo el planeta más determinante para su equipo. Mirando al futuro, Oblak tampoco tiene techo.

Ahora compite contra sus propios récords. Así lo atestiguan los únicos 54 tantos recibidos en 101 presencias bajo el marco del Atlético. Las 60 ocasiones en las que mantuvo su portería inmaculada ponen en valor el dilema que enfrentan los delanteros que intentan marcarle un gol.

Los dos Zamoras que tiene en su vitrina engordan las estadísticas con las que podría argumentarse que el esloveno no tiene parangón. Precisamente en el torneo con el que MARCA premia al menos goleado de la Liga, el nombre de Oblak, como no podía ser de otra manera, figura con letras de oro.

Oblak tras estas 22 jornadas disputadas, camina con el candado más cerrado aún que en el ejercicio 15-16. Si aquellos 10 goles encajados le acercaban al Zamora, los nueve de ahora lo posicionan para seguir agrandando su leyenda. De hecho, ningún portero llegó a estas alturas con mayor fiabilidad.

Por: Abel Ilías.