El cuñado del rey de España quedó en libertad y no tendrá que pagar fianza

Un tribunal español acordó este jueves dejar en libertad provisional al cuñado del rey Felipe VI, Iñaki Urdangarin, condenado a seis años de prisión por corrupción. Los jueces desestimaron el pedido de la fiscalía de fijar una fianza de 200.000 euros.

Aunque no deberá realizar ningún pago para estar libre, Urdangarin tendrá la obligación de comparecer el día 1 de cada mes ante la autoridad judicial en su país de residencia, Suiza.

Pages

Subscribe to RSS - Economía