Altos cobros de la ENEE tienen al borde de la descomposición a Roatán

Altos costos del servicio de energía eléctrica tienen de correr a los habitantes de Roatán, en Islas de la Bahía, al norte de Honduras.
Julio César Galindo, edil de ese municipio insular pidió, a través de los medios de comunicación, al presidente Porfirio Lobo Sosa que hable con los ejecutivos de la empresa de Servicios de Medición de Honduras (Semeh), para que sean más conscientes con los cobros que realizan.
Un ejemplo claro es en la misma municipalidad, ya que mensualmente facturan un millón 200 mil lempiras. “No estamos en mora, pero he comenzado a cortar algunos servicios”, indicó el funcionario municipal.
Galindo asegura que si el gobierno no da una respuesta concreta a este problema, habrá una “descomposición social”, en la isla de Roatán, ya que también se registran facturas de 30 y 40 mil lempiras mensuales.
Indicó que los cobros más bajos son de mil 500 y dos mil lempiras mensuales.