El Castillo de San Cristobal; Un monumento histórico construido como fortaleza militar

Desde la ciudad, el castillo con sus blancos muros luce espléndido en la cima del cerro, como si vigilara atento a todos los pobladores desde arriba.

El Castillo San Cristobal, también llamado Fuerte San Cristobal es una imponente y a la vez hermosa edificación estratégicamente construída en la cima de una colina en la ciudad de Gracias, departamento de Lempira.

Desde la ciudad, el castillo con sus blancos muros luce espléndido en la cima del cerro, como si vigilara atento a todos los pobladores desde arriba.

El Castillo es un hermoso monumento histórico construido como fortaleza militar para defender la ciudad de los ejércitos enemigos que pretendieran invadirla.

Desde el Castillo, ubicado en lo alto del cerro San Cristobal se tiene una vista fenomenal de la ciudad y de las verdes montañas que la rodean. Y si lo visita de noche también quedará encantado porque esta bellamente iluminado.

Por su belleza y por ser una reliquia histórica de la zona, el Castillo de San Cristobal ocupa el puesto número 12 de las 30 Maravillas de Honduras.

Historia del Castillo de San Cristobal
En 1850, el Presidente Juan Lindo, pensando en la seguridad de la ciudad de Gracias, que era constantemente asediada y corría riesgos de ser invadida por tropas enemigas de El Salvador y Guatemala ordenó la construcción de la fortaleza.

Castillo San Cristobal Gracias Lempira Honduras

La construcción se haría en un terreno donde funcionaba una hacienda de su propiedad, sin embargo Juan Lindo no pudo ver realizado su sueño pues murió en 1857, a la edad de 66 años.

Fue hasta 1864, que el Presidente Jose María Medina inició la construcción del Castillo San Cristobal en memoria de su gran amigo, el Ex presidente Juan Lindo, cuyos restos mortales descansan dentro el castillo.

El Castillo se terminó de construir en el año de 1875 y desde entonces es un orgullo para los pobladores del lugar y un sitio de gran importancia para el país.

La Fortaleza o Castillo San Cristobal se construyó estrátegicamente en la cima del Cerro San Cristobal y en la entrada principal, dando la impresión de estar listos para usar hay dos cañones que fueron traídos de la fortaleza de San Fernando de Omoa, ciudad de Puerto Cortés.