Un hombre de 82 años falleció tras sufrir un paro cardíaco mientras mantenía un encuentro sexual con una dama de compañía en un motel del municipio Tovar, en Mérida, Venezuela.

Identificado como José Eustoquio Sánchez, el octogenario había ingerido dos viagras antes del encuentro, lo que resultó en un efecto fulminante que ocasionó el paro cardíaco. La situación se volvió crítica rápidamente, y a pesar de los intentos de la mujer por obtener ayuda, Sánchez no pudo ser reanimado.

Las autoridades locales acudieron al lugar para investigar los detalles del incidente. El cuerpo de Sánchez fue trasladado al centro de salud más cercano para realizar la autopsia correspondiente y determinar oficialmente la causa de la muerte.

Las autoridades destacaron los riesgos asociados con el uso de medicamentos sin supervisión médica, especialmente en personas de edad avanzada con posibles condiciones de salud subyacentes.

Los familiares de Sánchez relataron que antes de su muerte, el hombre había salido temprano de su casa, informando falsamente que se dirigía al banco. Las autoridades identificaron al fallecido mediante sus pertenencias y posteriormente comunicaron la noticia a sus familiares.

Riesgos de automedicarse

La automedicación, el uso de medicamentos sin la supervisión de un profesional de la salud, puede parecer una solución rápida para ciertos malestares, pero conlleva riesgos significativos.

El uso indebido de medicamentos puede provocar efectos secundarios no deseados y potencialmente graves, según médicos.